12 abr. 2011

Con las redes sociales, estamos ante un cambio de era

El Encuentro RT, laboratorio de ideas sobre el retail y las tendencias, arrojó una conclusión fundamental, estamos ante un cambio de era y la clave es experimentar sin dilación. Un grupo de profesionales y expertos del retail se reunieron en el Centro Comercial Moda Shopping para debatir sobre redes sociales.

Con un tiempo limitado, tema abierto y sin corsés, el Encuentro fue un éxito, según los asistentes que valoraron de forma especial su oportunidad, así como el deseo de seguir avanzado en este laboratorio sobre el retail.
 

El periodista Antonio Papell puso el ejemplo de los cambios en el mundo de los medios de comunicación y Andy Stalman, de Cato Partners Europa, resumió la situación con la frase “no estar no significa que no esté pasando”.

Para Stalman “nos encontramos inmersos en un época de hacer más que de decir, de cumplir más que de prometer, por lo que esta jornada supone un paso extraordinario para todos nosotros, como agentes del cambio dentro del mundo del retail”.
 
“Antes controlábamos el mensaje, ahora no controlamos nada”. Así comenzaba su intervención Andy Stalman en el Encuentro a propósito de el desarrollo de las redes sociales. Sin embargo, hacía hincapié en un punto fundamental: “No hay que estar por estar sino que hay que definir una estrategia”. Las redes sociales deben usarse como herramienta de comunicación directa con el consumidor donde la interacción es fundamental.
 
Por su parte, Valentín Serrano, director general de Immochan, apuntaba que “la generación actual compra de manera diferente, por lo que tenemos que trabajar en los centros físicos para dar respuesta a esas nuevas formas de comprar”.
 
Asimismo, Carlos Pestaña, de ECE Auxideico, se decantaba más por esa fórmula tradicional del comercio: “Debemos apostar por ambas herramientas: online y offline. Sin embargo, tocar la mercancía que vas a comprar siempre es mejor, por lo que el ‘persona a persona’ seguirá perdurando”.
 
Stalman animaba a “experimentar y hablar de lo que no sabemos aunque no nos sintamos tan cómodos”.
 
Sector Centros Comerciales y e-commerce
 
El periodista Antonio Papell puntualizaba que “la gente va a los Centros Comerciales a pasear y hay que aprovechar, también con la ayuda de internet”. Según apuntaba Javier Romera, de El Economista, que acudió también a la cita, “España es el séptimo país del mundo con penetración de redes sociales”.
 
“No hay manuales de redes sociales ni de cómo hacer las cosas en ellas, así que ellas mismas nos invitan a experimentar”, señalaba Andy Stalman. “Solo el 4% de las personas que buscan algo por internet lo compran. Pero en smartphone el porcentaje es mayor”.
 
En un intenso debate, Valentín Serrano, de Immochan, puso de manifiesto que “hace más daño a los nuevos Centros Comerciales que estén por venir la madurez y la saturación del sector que el aumento del e-commerce. Hay que centrar la atención en los centros ya existentes debido a los cambios en los hábitos de consumo”.
 
El tema apasiona y hace que las intervenciones se sucedan con total naturalidad. Dolores Bañón, de Carrefour Property, explica cómo “se habla de nosotros en foros diversos y podemos aprovechar y convencer a la gente de que nuestros Centros Comerciales son mejores por estar en las redes sociales, la clave es encontrar la forma”.
 
Mientras, para Ana Vieitez, del proyecto Puerto Venecia, “en la venta online buscas un descuento, la presentación es cuidada y el precio es más bajo. Pero las personas necesitamos interactuar con otras personas y el Centro Comercial se convierte en un lugar de encuentro”.
Juan Carlos Rico, de Neinver, decía: “Invertimos mucho en páginas web y poco en redes sociales. Es una herramienta en la que tenemos que aprender mucho. En Italia, con Facebook, funcionamos muy bien. Son iniciativas por y para el target. Estar por estar no funciona, nos equivocamos. Hay que buscar el porqué lo hacemos y cómo”.
 
Community manager: el empleo del futuro
 
“El community manager y el social media manager tienen que ser profesionales. Una compañía tiene que tener varios para no transmitir la personalidad de cada uno”.
 
Sobre la labor del community manager, Romera apuntaba que “no debe ser enviar un mensaje publicitario, sino interactuar”. Además, para Romera, “el Centro Comercial físico no tiene nada que temer a la venta online, porque salir de compras o visitar las rebajas serán actos que seguirán existiendo”.
 
Desde el punto de vista de Álvaro de Mingo, de Piniés Aguilar, “un Centro Comercial tiene que analizar bien que va a obtener al dedicar unos recursos en las redes sociales. Hay que ver cómo se interactúa, depende de la acción. Cada red social tiene su público, su edad”.
 
“Hay que plantearse qué propuestas o desafíos hay que darle al retail español”. Con esta sentencia, finalizaba Andy Stalman la jornada.